noviembre 29, 2020

La irresponsabilidad de los Héroes

Por Julius
Publicado Originalmente en 2002

Los acontecimientos que ocurren en el mundo a diario sumados, desencadenan otra serie de acontecimientos pero en los universos superheroicos pareciera que todos fueran aislados

Tras los atentados del 11 de septiembre la mayor potencia del mundo tembló, su sensación de invulnerabilidad se desvaneció y la inseguridad pobló las mentes de sus ciudadanos.

Trasladémonos un momento a cualquier universo del comic superheroico, Marvel, DC, o cualquier otro.

The Incredible Hulk (2008)

Destrucción por doquier, invasiones alienígenas, súper-villanos megalómanos acabando con todo, organizaciones ultra-secretas  (y ultra-hi-tec) que ciernen sus redes de manera global y como guinda del pastel casi todo ocurriendo en un mismo país. Terrorífico ¿o no? Por lo menos así debería serlo.

Volvamos a Nueva York, entre los últimos estudios que se han realizado para saber el impacto causado por los atentados en la población se descubrió que la mayoría de sus habitantes presentaba secuelas psicológicas importantes como síntomas postraumáticos y que la sensación de temor se había acrecentado.

Retornemos con los superhéroes. Tras los hechos ocurridos a la muerte de Superman y su retorno en Reinos de los Superhombres, Ciudad Costera, residencia habitual del Linterna Verde Hal Jordan , fue completamente destruida.

¿Imaginan lo que eso desencadenaría en el mundo real?. En cambio en el universo DC a nivel de ciudadanos comunes (esos que aparecen de fondo en las viñetas y terminan siendo:
1- muertos por el villano de turno, o
2- rescatados por el héroe de turno),
no pasó ¡absolutamente nada!

Ustedes me dirán que a nivel superheroico Hal Jordan se desquició, se transformó, acabo con los suyos y de paso transformó en alguna forma su universo, pero es distinto.

Tomemos el caso de la tecnología aparecida en los cómics, vehículos espaciales, viajes en el tiempo, nanotecnología, un trillón de armas distintas , fuentes de poder casi absolutas, viajes espaciales a donde sea ( ya se los quisiera la NASA), cyborgs a montón, mutantes por igual y podría seguir un largo rato. Y la vida del ciudadano común (si, el mismo de los fondos) sigue tan tranquila como siempre, compras en el mismo supermercado, si no tienes automóvil caminas o vas en bus, pero por supuesto nunca te tele transportarías para ir al cine, o por lo menos su vida transcurre más o menos en calma  (con los villanos nunca se sabe a quien tomarán de rehén o hacia donde apuntarán el cañón Mega-destruyelo-todo-no-dejes-un-alma-viva-y-de-paso-mata-a-tu-rival).

Algunos dirán: “...pero este tipo que quiere?, historias infantiles?...”; No, también apuesto por la acción, lo único que pido es que si hacemos contacto con seres del espacio y con civilizaciones avanzadas y todo lo demás, nuestra vida debería cambiar un poco ¿no creen? Los acontecimientos terminan desencadenando otros, sólo exijo un poco de coherencia a los guionistas. No es mucho.

Hasta la próxima edición.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: